Cuando ya estamos ofreciendo nuestros servicios, pero somos principiantes en esto de las ventas, todavía hay cosas que se nos pasan, especialmente si no estudiamos algo que tenga que ver con los negocios. 

No te preocupes, lee estos seis consejos que son para aquellas personas que quieren aprender un poco más  sobre las ventas, para sus propios negocios. Incluso funcionan si eres freelancer o trabajas para alguien más en esta área te van a servir.

Lo que debes saber antes de vender tus servicios

  1. Debes conocer a tu público. Si no quieres fallar tanto, desde el principio, te invito a describir a los clientes con los que deseas trabajar. Escribe una o hasta cinco hojas, con detalles exclusivos sobre esta persona que estás buscando y es a la que le interesa lo que tu vendes. Agrega edad, género, ingresos mensuales, nacionalidad (lo más específico posible, incluso agrega la colonia en donde viven, si es que sabes).
  2. Prepara la información que vas a otorgar. No digas cosas de más, ni dejes muchas dudas en tus futuros clientes. Planea bien las respuestas a las preguntas que pudieran hacerte, y no hables demás. Si es la primera reunión con tu cliente, intenta que esta cita sea para conocer lo que el busca, y así tu puedas ofrecerle algo totalmente personalizado.
  3. Se paciente. Muchas veces tus clientes no te llamarán a la primera, pero no debes desesperarte bajándoles el precio para que te compren. Recuerda que muchos de ellos ya tienen experiencia en las compras, y utilizan este tipo de técnicas para conseguir mejores precios. No desesperes, y cuando vea la calidad de tu trabajo, el será quien te llamará.
  4. Agrega un porcentaje extra para el descuento. Si conoces mejor el ambiente en donde vas a trabajar, y sabes de lleno que los clientes siempre buscan rebajas o descuentos, lo que puedes hacer es contemplarlo en tu precio final de manera que no pierdas y recuperes tu tiempo invertido así como tus gastos y ganancias. Esa es una estrategia de precios. Sólo recuérdale a tu cliente, el descuento que le darás, para que esté enterado. (Claro, sí no te lo pide antes.)
  5. Haz contratos. No importa si es un conocido, amigo o familiar. Siempre elabora contratos por ventas de servicios, ó productos; y por cada pago que te den, entrega un recibo y guarda las copias. En los negocios nunca se sabe. Es mejor prevenir, que lamentar.
  6. Conoce las probabilidad de concretar una venta. Existen estadísticas que los expertos en ventas nos han proporcionado para conocer que tan probable es que cerremos una venta, si tenemos nuevos productos o servicios que ofrecer, y es así:
  • Sí el cliente es nuevo. Hay una probabilidad del 5 a 20% de que te compre.
  • Si el cliente es de los que alguna vez te compro, y se fue, pero ahora esta de regreso. Hay una probabilidad de 20 a 40%.
  • Si es un cliente habitual. Existe más probabilidad, y puede ser de un 60 a 70%

Ahora ya sabes, a quien recurrir cuando tengas nuevos productos o servicios que ofrecer.

Concretar una venta puede ser más fácil si desarrollas una relación más personal con tus futuros clientes. Recuerda preguntarles sobre otros temas que puedan ayudarte a generar más confianza.

Espero que este post pueda resultarte valioso y espero felizmente tus comentarios. ¡Que tengas un gran inicio de semana!

Envía un mensaje en Twitter. Click aquí.

¡Hola!Este blog pertenece a Anayanci Nangullasmú y se financia a través de publicidad de productos y servicios, donaciones, venta de enlaces a sitios webs y patrocinio de fotografías e historias en Instagram. Si estás interesado en alguno de ellos escríbeme a [email protected] ó da click aquí

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *